¿Qué es el BIRM ®?



Desde hace más de veinte años, el Dr. Edwin Cevallos ha estudiado infinidad de variedades de plantas amazónicas con el objetivo de tratar enfermedades que hasta el día de hoy la medicina actual no ha logrado avances de importancia.

Gracias a estas investigaciones el Dr. descubrió cualidades únicas de ciertas plantas de la amazonía ecuatoriana, que luego de un proceso patentado por él, han sido utilizadas en el tratamiento de enfermedades incurables como el SIDA, Cáncer, Lupus entre otras, con resultados extraordinarios científicamente comprobados.

De esta investigación nace el jarabe BIRM ®, producto 100% natural que actúa sobre el sistema inmunológico a nivel de las defensas con las que todos los seres humanos venimos a este mundo y que nos permite gozar de salud.

Se ha demostrado que el BIRM ®, a diferencia de muchos otros productos que dicen actuar sobre el sistema inmunológico, ha logrado modular o equilibrar el sistema inmunológico, lo que le ha permitido ser utilizado tanto en enfermedades en donde el sistema inmunológico está deprimido o reducido, así como también en enfermedades autoinmunes, las que aparecen en pacientes cuyo sistema inmunológico está sobrecargado y por ende hay que reducir la carga inmunológica. El BIRM ® logra estabilizar el sistema inmunológico, por lo que toda persona con cualquier problema relacionado al sistema inmunológico debe utilizar el BIRM ®.

El BIRM ® no es un antibiótico, no es un quimioterápico, no es una hormona, en consecuencia no tiene ninguna contraindicación con otras medicinas que deba tomar, en cualquiera de las especialidades.


El efecto de este producto es inmediato y los efectos se los puede evaluar en máximo uno a dos meses. Finalmente retrasa el envejecimiento.

El BIRM ® ha sido estudiado y analizado por científicos de la escuela de medicina de la Universidad de Miami, y sus increíbles descubrimientos fueron publicados en mayo del 2003 por la revista americana “Cancer, Chemotherapy and Pharmacology”.

En el estudio de este producto realizado con Resonancia Magnética Nuclear aplicado a la Química, así como su estudio In-Vitro que fue realizado en el Instituto de Investigaciones de Birmingham en Alabama, Estados Unidos de Norteamérica, estableció que carece de toxicidad aún en altas concentraciones, por lo que es catalogado como un producto inocuo.

Este producto ha sido presentado en el X Congreso Mundial de SIDA en el Japón en 1994, y en Canadá – Vancouver, 1996.



En Mayo del 2005 el Dr. Edwin Cevallos dio una conferencia sobre el BIRM en la “Ira Conferencia Mundial de Cáncer con tratamientos complementarios” realizada en Madrid – España y organizada por Discovery Salud de España.

Como antitumoral e inmunomodulador de origen vegetal, en la Universidad Autónoma de Madrid “UAM”.

Como antiretroviral e inmunomodulador por la Fundación Mundial dirigida por el Sr. Dr. Luc Montagnier.

Además, ha sido presentado en diferentes congresos de medicina, uno de ellos en el mes de Julio de 1994 en la ciudad de la Habana Cuba.

Tambien:
  • 2003, 23 abril, Primer Congreso Internacional de Colposcopia, Hotel Marriott, Conferencia Magistral titulada “Cáncer, Genes y BIRM ®”.
  • 2003, 23 junio, se publica un artículo en la revista Cancer Chemotherapy and Pharmacology, con el titulo de “An Orally Active Amazonian Plant Extract (BIRM ®) Inhibits Prostate Cancer Growth and Metastasis”, los resultados sobre el efecto del BIRM en Cáncer de Próstata y Metástasis.
  • 2003, septiembre, se publica en la revista Discovery Salud de Europa un reportaje del BIRM ® con el titulo de “El BIRM ®, un producto eficaz contra el Cáncer”.

¿Qué significa BIRM ®?

Son siglas en inglés de Biological Inmune Response Modulator que significa Modulador Biológico de la Respuesta Inmune.

El BIRM ® Y EL CÁNCER

Ya que los enfermos de cáncer sufren de una baja en el sistema inmunológico, muchos de los pacientes del Dr. Cevallos que sufrían de cáncer consumían el BIRM ® para reforzar sus sistema inmunológico; la sorpresa que se llevaron muchos de ellos fue el confirmar que su situación médica había mejorado increíblemente gracias al BIRM ®.

Uno de estos pacientes fue un europeo que se trataba de su enfermedad continuamente en Miami – USA y cuyos  

médicos no pudieron explicarse la mejoría radical del paciente. Este les explicó que estaba consumiendo el BIRM ® por lo cual médicos y científicos Norteamericanos solicitaron permiso para investigar el producto. La Universidad de Miami fue una de las entidades interesadas en investigar sobre el BIRM ® y su investigación fue publicada por una de las revistas médicas de mayor importancia en el mundo como es “Cancer, Chemotherapy and Pharmacology” de los USA.

Los descubrimientos sobre el BIRM ® fueron varios y extraordinarios, pero en especial uno de ellos fue el que llamó más la atención de los científicos y es que estos explican que el BIRM ® al parecer genera apoptosis en las células de cáncer. La apoptosis es la muerte programada de las células, programación que todos los humanos tenemos en nuestras células desde que nacemos y que establece el número de veces que la célula se va a reproducir o el período de tiempo que la misma va a vivir.

Las células de cáncer son células que carecen de apoptosis, y por el contrario solamente tienen una programación que es crecer lo más rápido posible. El BIRM ® logra reprogramar a las células de cáncer para que estas mueran, logrando en muchos casos la desaparición total de las células cancerígenas.

El BIRM ® además de lograr todo lo antes mencionado, recarga energéticamente la célula, lo cual permite prevenir y/o corregir cualquier anomalía que la descarga energética produce en una célula normal.
Por todo lo anterior, el BIRM ® puede ser utilizado en todas las especialidades médicas como un adyuvante y de primera elección en infecciones resistentes a todo antibiótico y enfermedades crónicas consideradas incurables como: 

ANTIVIRAL

* SIDA (Síndrome de Inmuno Deficiencia Adquirida)
* Hepatitis
* HPV o Virus del Papiplona Humano que se localiza en el Cervix Uterino
* Infecciones respiratorias y oculares
* Verrugas
* Fiebre amarilla, dengue, encefalitis, etc.

ENFERMEDADES AUTO INMUNES

* Lupus Eritematoso Sistémico
* Tiroiditis de Hashimoto
* Enfermedad de Graves
* Hipetiroidismo
* Diabetes mellitus insulinodependiente
* Infecundidad de mecanismo inmunitario
* Enfermedad de Addison Autoinmunitaria

HEMATOLOGIA

* Anemia hemolítica autoinmunitaria
* Púrpura trombocitopénica autoinmunitaria
* Púrpura idiopática
* Poliglobulia
* Neutropenia autoinmunitaria

SISTEMA NEUROMUSCULAR

* Esclerosis múltiple
* Miastenia grave
* Encefalomielitis diseminada aguda
* Síndrome de Guillain – Barré
* Polirradiculoneuropatía desmielinizante inflamatoria crónica

SISTEMA HEPATOBILIAR

* Hepatitis crónica activa autoinmunitaria
* Colangitis esclerosante

APARATO GASTROINTESTINAL

* Anemia perniciosa
* Enfermedad inflamatoria intestinal

NO ESPECIFICAS DE ORGANO

* Enfermedad de Alzheimer
* Enfermedad del tejido conectivo
* Lupus eritematoso sistémico
* Artritis reumatoidea
* Esclerosis sistémica (esclerodermia)
* Artritis reactiva
* Polimiosistis/dermatomiositis Síndrome de Sjogren
* Psoriasis

SINDROMES VASCULITICOS

* Vasculitis necrotizantes sistémicas
* Angeitis y granulomatosis alérgica (enfermedad de Churg-Strauss)
* Vasculitis por hipersensibilidad
* Enfermedad de injerto contra huésped

ENFERMEDADES ALERGICAS  

DE VIA RESPIRATORIA
Rinitis alérgica
Asma
Neumonitis por hipersensibilidad

CUTANEAS
Eccema
Dermatitis atípica
Dermatitis de contacto alérgica
Alergia de contacto

CANCER
Linfomas
Leucemias
Mieloma Múltiple
Linfoma de Burkitt
Cáncer de Mama
Melanoma Maligno
Cáncer de Ovario
Cáncer Pulmonar
Cáncer de Próstata
Investigación del BIRM Ò en Estados Unidos

INDUCCIÓN DE APOPTOSIS MEDIANTE CASPASE E INHIBICIÓN DEL CRECIMIENTO DE TUMOR PROSTÁTICO Y METÁSTASIS CON BIRM, EL EXTRACTO DE UNA PLANTA
BIRM ® en la Décima Conferencia Internacional en Japón
PB0294 EXPERIENCIA BINACIONAL EN EL TRATAMIENTO DEL SIDA CON UN CARBOHIDRATO NATURAL DE BAJO PESO MOLECULAR (ECA-10-142), COMO ESTIMULADOR DEL SISTEMA INMUNOLÓGICO
I Congreso Internacional sobre Cáncer
EXTRACTO DEL REPORTAJE DE LA REVISTA DISCOVERY SALUD
“La Naturaleza es la farmacia de Dios”. Lo afirmó, en la misma línea de trabajo con plantas que otros ponentes, el médico ecuatoriano Edwin Cevallos, médico especializado en Oncología y Radioterapia. Cevallos no dudo en denunciar las actitudes de la industria farmacéutica a la hora de silenciar – o tratar de hacerlo – la eficacia de los productos naturales.

En repetidas ocasiones su presentación fue interrumpida por los aplausos del auditorio. Presentó el BIRM ®, un modulador biológico de la respuesta inmune capaz de actuar tanto en cáncer como en sida, y que ya se comercializa como complemento nutricional en su país.

Los casos presentados, avalados por la información gráfica de los datos de los pacientes antes y después de la ingesta del producto, demuestran su innegable interés terapéutico. En los estudios presentados se verificó que altera el ciclo celular de la célula tumoral e impide las metástasis induciendo además la apoptosis o muerte programada de las células tumorales.

Ha sido probado en pacientes terminales con buenos resultados y puede servir además como terapia complementaria de los tratamientos convencionales ya que contribuye a disminuir su toxicidad.

Entrevista

Es ecuatoriano y se siente orgulloso de ello, aunque le haya traído complicaciónes. Médico formado en nuestra universidad, oncólogo de prestigio, es descubridor del medicamento que polemiza mundialmente: el BIRM. Edwin Cevallos Arellano ya no lucha por demostrar la efectividad del tratamiento sino por preservar su nombre y del Ecuador, así como por el aporte para tratar el VIH, reconocido por el Premio Nóbel, Luc Montagnier, que descubrió el virus mortal del SIDA. Su historia es de confrontaciones, que incluyen intentos de “comprar” su fármaco por un millón de dólares para que no salga al mercado. Y él sigue vigente.Fue en 1987, desde Quito Ecuador, tras algo más de 25 años de investigación extensa, que Edwin Cevallos, dio a conocer el BIRM, este medicamento que significa en inglés Biological Immune Response Modulator, en español es Modulador Biológico de la Respuesta Inmune.



¿De donde salió?, pues de la pródiga naturaleza ecuatoriana, desde la selva amazónica, del extracto de la Dulcamara. Desde entonces Edwin Cevallos, lucha por dos razones: la primera para que se logre el reconocimiento universal médico de su descubrimiento; y lo otro, para que sea el Ecuador el nombre que brille ante la medicina mundial, con su aporte a la cura de las enfermedades como el cáncer y ahora el temible SIDA.
La conversación con ecuadorinmediato.com, es directa, franca y alegre. Nos recibe con un cordial recuerdo de habernos conocido justo hace 26 años, cuando en otro medio dimos la noticia, que ahora es parte de la historia, pero sigue siendo tan actual como su lucha.
De hablar pausado, Edwin Cevallos, parece un profesor dictando su cátedra, quiere dirigirse a un público que no conoce mucho del tema, por ello inicia la charla con términos sencillos, como con un afán de profundizar su descubrimiento médico
ASI COMENZÓ LA HISTORIA DEL BIRM
¿Qué es el BIRM? Edwin Cevallos no hace ningún esfuerzo para responder, deja que fluyan sus palabras ordenadamente, ante la que ha sido quizás la pregunta que más veces le han formulado, pero es lógica para explicar lo suyo, y así empezamos:
El hecho real de que en el mundo entero no exista un producto que actué a nivel inmunológico y la cantidad de enfermedades que se presentan, excepto algunas de origen genético, el resto tiene que ver directamente con este sistema inmunológico. No habiendo hasta antes del BIRM un producto que actué de ese nivel, es el BIRM el que se yergue como el producto más importante que actué a ese nivel”.
Explíqueme el origen científico de eso:
- El origen científico es que, si usted tiene un sistema inmunológico, que no es otra cosa que el ejército mejor dotado con el que venimos a este mundo para defendernos de las agresiones externas e internas, si tenemos un ejército competente, gozamos de salud. Cuando a este ejército está faltándole armas, entonces estamos en un campo de deficiencia inmunológica y aparecen enfermedades como el cáncer, y ahora pues esta epidemia del SIDA, pero este sistema inmunológico puede también no estar deprimido como en estas enfermedades, sino exacerbado en determinados campos y entonces aparece la alergia, el asma, la artritis, el lupus.

Este producto, al ser un modulador, actúa igual que el modular de un equipo de sonido: si estén bajas las defensas, si el sistema inmunológico está deprimido, se eleva; si el sistema inmunológico esta demasiado estimulado, baja y lo pone en equilibrio, para que el individuo goce de salud plenamente.
La base es la Dulcamara, usted lo mencionó ya. ¿Cuáles son las propiedades de esta planta, de donde apareció, cómo fue?
- Hoy estoy un tanto sorprendido de el uso y abuso que se esta dando del nombre de dulcamara, porque se vende una planta como dulcamara, cuando si usted entra en el internet, ve que la dulcamara es totalmente distinta de la planta que ahora la venden y en los sitios de los mercados.

Cada una de las vendedoras de plantas medicinales tiene su propia dulcamara, de tal manera pues hay que saber que algunas de estas catorce variedades de dulcamara son tóxicas y justamente unos de los canales de televisión hacían referencia a que le vendieron unas de estas de plantas en cincuenta dólares, comió una la señora de este periodista y tuvo que ir a parar en la clínica, pero es evidente que la gente ha explotado este prestigio de la dulcamara en el sentido de vender plantas.
Es necesario saber que los productos tienen sus principios activos en las plantas, que hay que identificar esos principios activos, y esos principios activos identificados son estudiados, separados y biotecnológicamente modificados para poder producir un producto médico.
¿Entonces de ahí surge el BIRM?
- De ahí surge el BIRM como consecuencia de mis tres años de formación en Oncología Médica en México, donde, al poner la quimioterapia o los quimiotérapicos a los pacientes de cáncer, me di cuenta que el 80% de lo que poníamos a lo pacientes venía de plantas que fueron en sus comienzos pues eso, plantas de las cuales estas empresas farmacéuticas sacaron sus principios activos y después la procesaban sintéticamente.

¿Por qué se lo procesa en forma farmacéutica, por qué no es preferible lo natural?
- Es porque todos los productos vegetales tienen principios activos que son beneficiosos, y tienen otros principios activos que pueden ocasionar daño o que pueden ocasionar procesos alérgicos, de tal manera que el ingerir constantemente eso puede ocasionar ese tipo de problemas. Segundo, que es lo fundamental, el hecho de que el principio activo tiene que ser biotecnológicamente modificado para poder ser administrado en condiciones que realmente favorezcan a la salud, por eso es que usted no verá que ninguno de los productos medicinales se los expende así, como en su estado natural, sino que tiene que ser debidamente estudiado para el tema.

¿Usted tuvo que crear un laboratorio técnico para esto, o encargó a un laboratorio para que se haga cargo de la tecnificación, del procesamiento farmacéutico?
- Yo tuve la suerte enorme de hacer mi formación en el Hospital Militar y posteriormente fui médico sanitario del Hospital Militar y me mandaron al oriente, a Gualaquiza, concretamente, y en esos momentos pude yo evaluar, a través de los shuaras, la serie de medicinas que ellos utilizaban para tratar sus enfermedades con éxito ciertamente sorprendente.

Después mi ida a México hizo despertar el interés en la investigación de las plantas, y la suerte enorme que tiene este país en tener científicos de valía, como el difunto doctor Misael Acosta Solís, usted sabe muy bien, es reconocido en el mundo entero; este señor tenía estudios profundos publicados en las mejores revistas del mundo, de los principios activos y de las propiedades de las plantas, de tal manera que a mi regreso no fue un problema poder establecer ciertas relación entre la estructura química de las plantas medicinales descritas con los productos que habían. Eso fue una cosa impresionantemente buena, porque ya nació con respaldo científico.
Entonces, usted lanza el descubrimiento del BIRM como tal, ¿Cómo tuvo que hacerse la transformación farmacéutica? Cuénteme ese proceso.
- Ese proceso es el típico proceso de quienes hacemos investigación en estos países en los cuales todo el mundo dice “que es incapaz de hacer investigación, porque somos pobres, porque somos retardados, porque no tenemos tecnología y demás”, pero la realidad es que el momento de hacer una investigación, como esta que yo hice, se abren las puertas de los Centros Científicos del Mundo, y fue así como de 1989 a 1991, donde yo ya tenía experiencia en el manejo de este producto en forma empírica.

Pude recurrir a los centros científicos de los Estados Unidos para establecer: Primero, ¿Qué es el BIRM?, y químicamente resulto ser un carbohidrato. Carbohidrato es el pan, el arroz, la papa, el fideo. De tal manera que por eso carece de toxicidad, pero es un carbohidrato del más bajo peso molecular que la humanidad conoce: es el sueño que tienen las grandes casas farmacéuticas y los bioquímicos de encontrar un carbohidrato, por que ellos saben que ese carbohidrato actúa a nivel inmunológico. Entonces el momento en que ya supimos esto, pudimos inmediatamente aplicar en la enfermedad que acaba el sistema inmunológico del sujeto que es el SIDA.
EL CAMINO DE LA LUCHA CONTRA EL SIDA
Los primeros éxitos del BIRM se los atribuye a la cura de ciertos tipos de cáncer. Es decir, El médico ecuatoriano comenzó a buscar espacios para exponer su descubrimiento, y llegó hasta la Universidad de Miami, donde se dieron las primeras confirmaciones de casos solucionados. De hecho, varias revistas médicas mundialmente famosas, comenzaron a proyectar sus conclusiones sobre el BIRM, en casos de cáncer de colón, de próstata o sus variaciones en metástasis.
Pero, la definición del BIRM como un medicamento para enfrentar con éxito el SIDA, a inicios de los 90´s era considerado como algo imposible -clínicamente hablando- y eso fue lo que persiguió Edwin Cevallos Altamirano, con la debida incredulidad de sus colegas, y la persecución inicial de los laboratorios farmacéuticos, una auténtica larga lucha.
¿El BIRM cura el SIDA?
- El BIRM es el producto ideal alternativo para el tratamiento del SIDA. Sobre el SIDA se hizo el estudio de 1989 a 1991 en Birmingham – Alabama, y el resultado de esos dos años dice: primero, el BIRM carece de toxicidad aún en altas concentraciones. Dos, ellos le califican en esa época como un moderador ante HIV y; Tres, dice que este producto protege en el 60% a estas células que tienen que ver con el sistema inmunológico que se llaman linfocitos T4, les protege 60%

¿Por qué?, me preguntaron muchas veces, porque en esta enfermedad estos linfocitos T4 son destruidos, por que el virus del SIDA les penetra, utiliza su material genético y se reproduce, pero un 80% de estos linfocitos forman filas enormes de linfocitos muertos, sin la presencia del virus del SIDA, entonces se preguntaba por qué mueren estos linfocitos y no hay la presencia del virus, hasta que se estableció que había un proceso inmunológico por el cual era suficiente que una fracción mínima de la proteína que constituye el virus del SIDA roce la membrana de estos linfocitos T, para que ellos activen un proceso que se llama deapoctosis o muerte programada y mueran.
Este proceso es igual que el espectáculo que presenta el hipnólogo, que están sentados una serie de gentes, va pasando la vista y todos van cayendo en un profundo sueño. Es lo mismo, basta que roce una fracción para que estos linfocitos T mueran. Este producto, se demostró en Birmingham, les protege de ese fenómeno inmunológico al 60% de los linfocitos T.
Eso hizo que lo presentemos en un trabajo multicéntrico. Multicéntrico quiere decir de varios países, en el Congreso Mundial de Japón, en el Congreso Mundial de Vancouver, donde fue realmente una verdadera sorpresa.
Dejé de asistir a esos Congresos, porque en esos Congresos le permiten a usted hablar, pero nunca le vuelven a preguntar a usted: “oiga, hagamos investigación al respecto”. Tenemos en el Ecuador el representante más grande de lo que es el BIRM en el SIDA, que es un chico de Guayaquil que se hizo famoso por que se infectó yendo a una clínica a hacerse sus diálisis peritoneales, Carlitos Mora, y se infecto él junto con 26 afiliados al Seguro. Los 25 están muertos y él está vivo, y un examen de sangre que se hizo hace poco demostró que no se podía identificar ni siquiera la presencia del virus del SIDA en la sangre circular de este niño, que ya no es niño, porque tiene 18 años.
¿Qué efectos ha demostrado?
- Ha demostrado que en aquellos pacientes en etapa terminal, hechos las pruebas en los Estados Unidos, no aquí, y los pacientes que aquí reciben este tratamiento, en 30 días están recuperados.

¿Se puede hablar de curación total o solo atenuación de la enfermedad?
- Se puede hablar con toda seguridad de que es un tratamiento alternativo que permite transformar una enfermedad necesariamente mortal en crónica.

Es decir, atenuación…
- Es decir, parar el avance de una enfermedad, detener la destrucción que el virus ocasiona sobre los linfocitos T.

¿Cómo se comprobó científicamente ese proceso de atenuación o cura del SIDA?
- En Birmingham – Alabama como le decía, donde se hizo las pruebas específicas del BIRM sobre el virus del SIDA. Allí en este estudio es que le digo que ellos establecen: Primero que para el SIDA el BIRM es inocuo, tiene cero de toxicidad, que el BIRM es un moderado anti – HIV y tercereo que el BIRM impide la mortandad de estos linfocitos T4 en un 60% de los casos.

¿Cuántos casos demostrables infectados del VIH, del SIDA han sido presentados para comprobar que es válido lo que usted esta diciendo?
- En el Congreso Mundial de Japón presentamos, en 1994, treinta casos de pacientes en etapa terminal. Cuando yo le estoy hablando de etapa terminal es aquel norteamericano que vino al Ecuador, usted colegirá fácilmente que viene al Ecuador no porque esta recién enfermo, sino porque allá le dicen “tienes ya que morirte, tienes un mes de vida”.

En esos treinta casos se pudo ver como el contagio de estos linfocitos T4 estaban en menos de 100, pasaron a niveles cercanos a la normalidad con una recuperación espectacular de esos pacientes.
Usted me dice treinta casos en ese Congreso, ¿y estamos hablando en total de…?
- Para Vancouver ya presentamos 240 casos en el año 1996, con la colaboración de México, Colombia, España, Ecuador y con la República Oriental del Uruguay, cuyo Ministro de Salud tuvo la amabilidad de enviarme oficialmente a través de su Embajada acá los resultados que ellos obtuvieron en pacientes con SIDA en etapa terminal tratados con BIRM.

¿Todos con la enfermedad detenida?
- Todos con la enfermedad detenida y en base al conteo de células T4, que es en ese momento la que decía, si un producto sirve o no sirve, si había un resultado positivo, estos linfocitos T4 elevaban su número.

¿Qué efectos promueve el BIRM en un paciente inicial de SIDA?
- En un paciente inicial de SIDA, esos pacientes que tienen el virus, pero son gente que hace gimnasia, que hace deporte, se llaman seropositivos, o sea, yo tengo el virus del SIDA, pues soy un seropositivo, no tengo ninguna sintomatología, nada absolutamente, me hacen mi conteo de linfocitos T4, y esos linfocitos T4 están en valores normales. Esos valores normales significan estar entre 1.000 y 1.500.

Tuvimos la oportunidad de pacientes que sabedores del BIRM pidieron tomar el BIRM en esta etapa de la enfermedad inicial, ¿y que tenemos?, porque todo esto tenemos documentado, que tenemos en ese paciente que progresivamente esos linfocitos T4 en vez de ir lentamente bajando vino lentamente subiendo hasta valores ciertamente sorprendentes. Sorprendentes quiere decir que este paciente tenía 500 linfocitos T4 y al cabo de 8 meses tenía 1.300 linfocitos T4.
¿Podemos hablar en esos casos de pacientes iniciales o seropositivos de una curación total?
- No, la curación de esta enfermedad no es posible, por la simple razón de que se va a unos sitios que se llama “santuarios” en el cuerpo humano, esos santuarios significan la inmediata contaminación del sistema nervioso central y la inmediata contaminación de unos elementos que se llaman ganglios linfáticos, a cuyos niveles no puede llegar este efecto beneficioso del BIRM, como tampoco llega el efecto de los químicos que se utiliza para el tratamiento de esto.

Si un paciente de etapa intermedia tomó BIRM, aceptó el tratamiento, ¿cuál fue el efecto?
- El efecto necesariamente es el que pasa de la etapa intermedia del SIDA a una etapa de seropositivos por la elevación que tiene los linfocitos T4, entonces paciente seropositivos tienen 500 linfocitos T4 mínimo, paciente en etapa intermedia tiene 300 linfocitos mínimo. Ese paciente pasa de 300 linfocitos mínimo a 480 o 500, o sea pasa de intermedio a seropositivos.

¿Depende del tiempo de consumo o aplicación del BIRM para que se encuentre una especie de atenuación o curación del SIDA?
- Depende de dos cosas: uno, de la virulencia del virus del SIDA, porque como todo ser vivo tiene etapas, unos son más agresivos que otros, depende del estado en general en que el paciente se encuentre y sobre todo depende en este tipo de pacientes de que no estén reinfectándose cada vez que tienen relación sexual, porque cada vez que un paciente con SIDA esta en relación con otro paciente que tiene SIDA está recibiendo nuevas cepas de virus que atacan con más virulencia a su sistema inmunológico: sin embargo en estos pacientes que llevan una vida de este tipo, muy promiscua, aún en ellos es posible encontrar una respuesta siempre positiva.
¿Se ha logrado revertir casos terminales de SIDA con el BIRM?
- Yo tengo pacientes que les mandaron ya ‘a comprar la caja’ para que mueran y están vivos hasta este instante. Una cosa es aquí problemática, ¿por qué? porque dígase lo que se diga y las campañas que se haga, el tener SIDA es una lacra social, indistintamente que digan que no se contamina, de que solo se lo hace por el sexo, pero en el momento en que un paciente tiene eso, el paciente lo primero que pide sobretodo yo que tengo práctica privada, es el guardar la debida reserva del caso, al que tiene derecho todo el mundo, pero eso no quiere decir que no tengamos las evidencias cualquier momento.

¿Cuántos de esos casos se vuelven comprobables, doctor y en qué áreas del cuerpo humano son de mayor posibilidad de demostrar la efectividad del BIRM?
- El BIRM, de acuerdo a las etapas en el caso del SIDA: si es una etapa seropositivos, es porque sus linfocitos T en vez de bajar, suben; en la etapa intermedia es porque sus linfocitos en vez de bajar, suben; pero en la etapa terminal, que fueron los pacientes con los que probamos y fueron los pacientes presentados en los Congresos, fueron pacientes ya en etapa final pre mortem, eran personas de 1,90 de estatura con 52 kilos de peso, que no caminaban, se arrastraban mediante un bastón.

Entonces, ¿que sacó usted ahí como prueba, cuál fue la prueba de recuperación?
- Esta fue la prueba más espectacular que hizo que yo no tenga la menor duda de que estaba frente a un producto ciertamente excepcional para el sistema inmunológico, porque ese paciente moribundo -y todavía lo pueden verificar el laboratorista que hizo los exámenes de esa época- ese paciente moribundo que tenía que caminar apoyado en un bastón, que no tenía fuerza ni para llevar el brazo sobre la mesa para sacar una muestra de sangre, ese paciente en menos de 24 horas ya estaba movilizándose, ¿Por qué?, porque es un producto cero de toxicidad, protege la destrucción de los linfocitos y estimula su producción.

¿Qué efectos secundarios causa el BIRM en el caso de tratamientos de SIDA?
- Absolutamente cero, porque el producto es un carbohidrato, y entonces, este carbohidrato sería igual al que si yo como pan me haga daño, si como fideo me haga daño y si un carbohidrato usted simplemente lo que obtiene es un beneficio que usted lo siente, porque este producto actúa inmediatamente o empieza a actuar inmediatamente que lo ingiere. Eso es lo fabuloso de este producto, el que actúa inmediatamente cuando usted esta ingiriendo, de tal manera que los resultados los ve a cortísimo plazo.

¿En qué medida el BIRM es un medicamento comparable con los retrovirales, que son los que aplican ahora como tratamiento para el caso del SIDA?
- El BIRM es un tratamiento alternativo, lo digo alternativo cuando debería ser el tratamiento primordial en nuestros países, porque tiene el aval científico, es fácilmente comprobable y tiene cero de toxicidad y es por vía oral y la Organización Mundial de la Salud dice que el medicamento ideal para el SIDA debería reunir estas cuatro condiciones que reúne el BIRM.

¿Pero no le dice que es el BIRM, la OMS no le dice todavía eso?
- No le dice, sin embargo usted ve en mis diplomas como la Organización Mundial de la Salud, la Organización Panamericana de la Salud me ha invitado a Congresos para que yo presente este producto natural como lo que son los productos naturales en el tratamiento de enfermedades que no pueden y no podrán nunca estos países financiarlo, sin embargo de todas estas evidencias, usted ve a los pobres pacientes, buscando los químicos para su tratamiento, cuando no los hay y hay el BIRM que no lo utilizan, entonces yo cumplo con mi misión de haber hecho un descubrimiento que tarde o temprano deberá ser utilizado y reconocido, porque esta pandemia pues nunca será curada.

Doctor, ¿requiere otro tipo de medicamentos el paciente con SIDA, junto con el BIRM para tratar el VIH?
- Solo les protegemos: uno, desparasitándoles, porque usted comprenderá que eso es un factor en contra; dos, indicándoles que deben llevar una vida lo más saludable posible, eso significa no comer nada negativo en su contra para no tener una infección sobre añadida, no comer enlatados para evitar los químicos de los enlatados, comer mucha fruta, hacer un poco de deporte, evitar los sitios donde hay mucha conglomeración y pueden contaminarse y únicamente les mandamos un antibiótico que se llama bacterol, para protegerles de un parasito que suele alojarse con frecuencia en pacientes en etapa terminal de SIDA en los pulmones


<font size=’2′>EL RECONOCIMIENTO DEL PREMIO NOBEL LUC MONTAGNIE</font>

La entrevista va subiendo de tono, por el entusiasmo que demuestra Edwin Cevallos con sus resultados. Es ahí donde revela que su descubrimiento recibió el aval más importante, hasta este momento. Ese tema es tocado como una respuesta ante la duda, sobre ¿Cuánto tiempo puede alargar la vida de un paciente de SIDA?, y Cevallos saca a flote algo desconocido en Ecuador, que quizás no se ha mencionado por modestia, pero que es un motivo de orgullo.
“Tengo desde 1989 hasta acá pacientes que se hallan vivos, 89 – 99 ya casi vamos a los 24 años de sobre vivencia y tengo pacientes que estaban siendo tratados por el descubridor del virus del SIDA, el profesor Luc Montagnier, quien era director del Instituto Pasteur, de Francia, que estaban muriéndose. Pues vinieron recomendados, especialmente uno de ellos se levantó, vino a agradecerme, a conocerme, se hizo los controles que no hay como hacerlo aquí o no había como hacerlos aquí, en ese momento se los hizo en la Universidad de Miami, los reportes fueron de que el paciente recupero sus linfocitos T4 y no detectaron la presencia del virus del SIDA en la sangre circulante, igual que lo que pasa hoy con Carlos Mora.
Frente a eso, a propósito, fue reconocido por el descubridor del virus del SIDA?
- Luc Montagnier tuvo la gentileza de invitarme a Paris en 1998. Tengo las fotos de él y tengo su libro: “La carrera del hombre y el virus”, que así se llama, autografiado por él, me hizo llegar una carta en la que hablaba de poder hacer una investigación en conjunto, que desgraciadamente nunca fue una realidad, porque él es un individuo que ya está en la historia de la humanidad como un científico que descubrió este virus del SIDA y acuérdese usted que hubo tanta bronca, porque decía el Dr. Robert Gallo, que el investigador norteamericano, que Montagnier le había robado el virus del SIDA y finalmente lo sentaron ante un centro de juzgamiento científico y Galo tuvo que reconocer que realmente quién descubrió el virus del SIDA fue Luc Montagnier; de tal manera que cuando yo leo ese libro, que tuvo la gentileza de autografiarme, lo que me da profunda tranquilidad es saber que en un país como Francia y en el libro él lo refiere, dice: “¿cómo es posible que mis más íntimos colaboradores, con quienes pintamos un cuartucho, que le quitamos una lavadora vieja para montar ahí nuestro laboratorio, y pasamos días y noches enteros buscándole al virus del SIDA, lo encontramos, lo publicamos, esos íntimos colaboradores en un momento dado creían efectivamente que yo le había robado el virus del SIDA a Galo y que yo no era el descubridor?”.

¿Luc Montagnier reconoce el BIRM como la alternativa para el SIDA?
- Luc Montagnier se quedó ciertamente sorprendido, pero un individuo científico y oncólogo, como es él, lo primero que me dijo es: “¿has utilizado esto en cáncer?”, le digo: “claro”, y el dice: “esto debe ser una maravilla”, y obviamente él lo utilizó en algún familiar eso, y además me dijo: “mira mi bióloga molecular”, me presentó a la bióloga molecular, tiene asma, entonces le digo: “déle”, a los seis meses que hablamos él me decía que el asma de su bióloga molecular había desparecido.

¿Mantienen todavía comunicación con Luc Montagnier?
- Mantuve comunicación con él hasta diciembre del año pasado, es un individuo que como estrella que es…

¿Cuántos años tiene?
- El debe estar en los 55 años, más o menos.

- Es otro nivel…
- Es otro nivel, porque ellos sí tienen a la mano todo lo que se llama investigación, de hecho él inmediatamente puso en prueba el microelisa, que esa fue la prueba que se utilizó para identificar la presencia del virus del SIDA.

¿Trabajarían en conjunto, está propuesto?
Ese era el interés que yo tenía, de trabajar en conjunto, porque yo le decía que si podíamos utilizar el BIRM, hemos visto el efecto que hace sobre el sistema inmunológico y utilizar los químicos, los anti – retrovirales en conjunto, en los pacientes que recién se infectan podríamos tener la curación de la enfermedad, antes de que este virus vaya y se localice en estos sitios donde es imposible que llegue ya la medicina.

Yo sigo convencido de que una combinación de este tipo en pacientes de alto riesgo que tuvieron contacto con gente con esta enfermedad y recibiendo esa combinación sería el tratamiento ideal y curativo para esta enfermedad.

LOS CUESTIONANTES SON DE 

LOS MEDICOS, NO DE LOS PACIENTES

Tan reconocido como polémico es el BIRM, así lo reconoce Edwin Cevallos Arellano. El tema le puso en conflicto con su propio gremio, al punto que un grupo loigró un juicio ante el Tribunal de Honor del Colegio Médico de Pichincha, que no prosperó, otro busca desprestigiarlo constantemente minimizando al producto y, las grandes cadenas de farmacias se niegan a vender el fármaco, argumentando que ‘no tiene registro sanitario’ cuando eso es falso.
Es que quien cuestiona a Cevallos no es el paciente, que más bien expresa agradecimiento, sino es el de “su propio oficio” como reza el adagio, y por ello, de veras que el respetado oncólogo ecuatoriano puede decir que sufre una persecución constante.
¿Cuáles son los cuestionantes médicos que ha recibido el BIRM para tratar el SIDA?
- Desgraciadamente, unas veces por conocimiento y otras veces por mala fe, han dicho que este producto no tiene los estudios clínicos que lo avalen, y usted comprenderá que eso es absolutamente falso, porque no hay un animal en el que uno pueda infectarle de SIDA para comprobar, no existe, ¿cuáles son los únicos animales de prueba?, los seres humanos, y de esos seres humanos, ¿quienes?: los latinoamericanos y los africanos.

Entonces, ¿en quién se está probando las posibles vacunas de esta enfermedad?, en los infectados de países pobres, donde le dan a usted $60 dólares por mes, le dicen: “te voy a meter el virus atenuado para que no te de el SIDA”, les da el SIDA, seis meses después les chequean, falló la vacuna, entonces ahora si seis por seis da 36, ya tiene $360 dólares, “ahora si, muérete”. Entonces eso es falta de ética profesional, pero es la demostración fehaciente de que usted solo puede probar la eficacia de un producto para el SIDA en un ser humano, no puede probar en un animal, entonces si eso es así y presentamos los casos clínicos en los Congresos Internacionales, Congresos Mundial, usted sabe que ahí para recibirle un trabajo en un Congreso Mundial, se necesita tener un aval bien puesto y nosotros hemos tenido esa satisfacción de que en todo Congreso donde hemos estado no solo que nos han recibido el trabajo, sino que ha sido una recepción poco menos que emocionante al saber que hay un producto tan bueno para esta enfermedad.
Ahora póngase del lado crítico, le reto¿Qué argumentos se podrían aceptar como válidos para considerar que el BIRM no sirve para atenuar el SIDA? Póngase en el lado crítico
- El lado crítico es muy fácil, o sea, no hay mucho que pensar. El lado critico es simple, yo digo que el BIRM sirve para el SIDA, y me dicen: “¿dónde lo estudio?”, yo le digo: “lo estudiamos en los Estados Unidos, en Birmingham, Alabama”. “¿Qué es el BIRM?” “Es un carbohidrato de bajo peso molecular que actúa sobre el nivel inmunológico” “¿Qué pruebas tiene?” “Aquí están los resultados de los linfocitos T4”, cuando esa era la única prueba, porque ahora hay la otra, que es el conteo de la carga viral. ¿Quienes son los representantes de eso?, los tenemos aquí en el Ecuador, tenemos la misma aceptación del descubridor del virus del SIDA, ¡usted sabe cuántos ecuatorianos se han entrevistado con Luc Montagnier?

No me pregunte eso, no me haga preguntas difíciles…
- Y esa fue una invitación, Dr. Herrera, esa fue una invitación de él, no una invitación mía, era una invitación del conocedor y experimentado, viendo los efectos que tuvo en pacientes que él también los trataba con el BIRM.

¿Se pueden exhibir hasta este momento estadísticas que demuestren éxito en un medicamento? y ahí concretamente le planteó en el caso del BIRM. Déme esas estadísticas
- No solo esas estadísticas sino que le puedo dar yo todos los trabajos que fueron presentados en los Congresos, que eso es lo que realmente vale independientemente de mi palabra, y los exámenes de laboratorio en los cuales pues se puede ver como comienza un paciente y como va progresando. Eso es lo que se ha presentado en los Congresos, de tal manera que le he nombrado gente que esta viva, le puedo nombrar gente a la que usted puede llamar y preguntarle simplemente por teléfono si es verdad que esta teniendo eficacia, tiene más de seis años de vida.

Respetaré el derecho a la intimidad
- Derecho a la intimidad, no tengo ningún inconveniente y todo esto, imagínese, acaba de ser presentado en mayo del año pasado en el Congreso Mundial de Madrid, en el Palacio de Congresos, donde hubo dos mil invitados y donde presentamos pues el BIRM en el tratamiento de SIDA, de cáncer, de enfermedades auto inmunes y degenerativas.

Sin embargo, de todo lo que me ha contado doctor, ¿por qué tiene conflicto hasta este momento la aceptación de una patente mundial del BIRM y que sea admitida como el medicamento para enfrentar el SIDA?
- Usted oye siempre que un producto médico y la bronca que hay este momento con el TLC, porque ellos dicen que se necesita miles de millones de dólares para experimentación, y que una droga sale fruto de esa inversión, entonces como nosotros vivimos colonizados permanentemente por estos países, si aquí mismo en el país dicen: “¡cómo va a decir este doctor que ha hecho investigaciones de SIDA, si para eso se necesita unos laboratorios espectaculares, gente preparada y todo lo demás!”.

No admite la gente de que cuando usted trabaja con seriedad y va y presenta en los Estados Unidos un producto que ellos lo prueban, lo comprueban y sacan un estudio de validez, ese producto de validez ha sido avalado por ellos, pero tiene que seguir un proceso que ya esta establecido por la FDA, (Federal Drug Agency) y que es un proceso que prácticamente hace imposible que un producto que ha sido probado eficaz pero que no es presentado por un laboratorio pueda tener la aprobación de la FDA.
¿Y eso ha pasado hasta este momento con el BIRM?
- Eso pasa con el BIRM y pasa con una serie de sustancias, porque desde que ellos se reunieron en Helsinski, a raíz del descubrimiento de la penicilina, por decir Alexander Fleming, ellos rápidamente se reunieron en Helsinski y establecieron las reglas por las cuales yo puedo dar el BIRM a esta empresa y está empresa en dos años la tiene como medicina y tiene derecho a vender en todo el mundo. No doy esa patente a ninguna de estas grandes casas farmacéuticas, porque yo quiero tener un reconocimiento, mi sueño más grande que algún momento se cumplirá, es en base a este producto que es único en el mundo obtener el reconocimiento mundial en base a un Premio Nóbel de medicina para este país, para el Ecuador.


BIRM: ECUADOR DEBE LUCHAR 
POR SU NOMBRE EN LA LUCHA CONTRA EL SIDA
Pese a todo lo que expone el médico Cevallos Altamirano, y el reconocimiento mundial que empieza a asomar sobre su descubrimiento, surge la pregunta, porque no es aceptado, especialmente en el país, entonces cuenta lo increíble: En el Congreso de Ecuador se tramitó un “decreto para impedir que se venda el BIRM” así de increíble:

- “Existe oposición para todo lo que es bueno, no de otra manera se explica una verdadera componenda que se hizo para lograr que salga un decreto impidiendo la venta del BIRM en el Ecuador, después de que el Congreso Nacional aprueba la Condecoración ‘Vicente Rocafuerte’ al Mérito Científico.
¿Esta en vigencia esa ley, esta en vigencia ese decreto o no lo lograron?
- No, no, el decreto está aprobado el que se me otorgue…

Si la condecoración se le otorgó, a lo que voy es a la prohibición para que se venda el BIRM en el Ecuador, ¿Está en vigencia?
- No. frente a esa situación hubo que movilizar a muchos miembros de la comunidad médica racional, y esa es la mejor demostración de lo que es el BIRM.

Vea usted, en 1997 yo organizo el primer Congreso Internacional de BIRM en el hotel Radisson Internacional, dos días, inaugurado por el Ministro de Salud Alfredo Pérez Rueda, avalado por la Facultad de Medicina, avalado por el Hospital Militar, avalado por el Hospital de la Policía, avalado por el CONASIDA, avalado por el Consejo Nacional de Universidades y Escuelas Politécnicas, ¿sabe que paso en ese Congreso?, que todos mis detractores y las gentes que debían estar ahí del Ministerio de Salud nunca estuvieron presentes.
¿No se inscribieron?
- Nunca estuvieron presentes, no se trataba de inscribirse, tenían solo que ir a escuchar, levantar la mano y decir: “eso no sirve, no vale, no conviene”, cualquier cosa. Nunca estuvieron y fue avalado por todas estas instituciones.

Ahora, frente a la comunidad mundial, ¿Cuál ha sido el proceso que ha mantenido usted frente a este tema de aprobación del BIRM ante la Comunidad Científica Mundial?
- Este producto es de tal calidad que se ha extendido como el aceite, ya no en el país, fuera del país, y aquí tiene usted la revista “Cancer Chermatherapy Pharmacology” que circula en Inglaterra, Alemania, Estados Unidos, en consecuencia en todo el mundo, para este artículo publicado en esta revista yo no la busque, recibí un e-mail de la Universidad de Miami en la que decía: “vemos pacientes que traen BIRM de Ecuador y obtienen alivio a su problema, nosotros somos investigadores sólo en Cáncer de Próstata de la Universidad de Miami y pusimos su producto en el cultivo de células de cáncer de próstata y vemos como este producto mata a las células cancerosas y además impide que se forme un enzima que favorece sus metástasis.

Me confirmaron entonces mis dudas de que se cree en el Ecuador, “Señor, señora -porque no sabían ni quien era yo-, le rogamos que usted entienda lo que esto significa para la humanidad, dénos información para continuar”, les di información, me cité, el doctor Marck Soloway es la potencia mundial en el campo de la urología y cuando conversábamos y le mostré todo lo que acabamos de conversar con usted, desde SIDA hasta cáncer, me decía: ¿cómo es posible que tu país mantenga esto en la oscuridad, esta maravilla saldrá en ocho meses a la luz del mundo”, y aquí tiene usted, en tremenda revista científica el artículo que dice que una sustancia oral extraída de una planta de la amazonas, BIRM, impide el crecimiento de cáncer de próstata y metástasis.
Si usted ve aquí como este producto tiene lo que habríamos hablado, que protege al linfocito T4, en cambio aquí este fenómeno de apoptosis favorece el suicidio de las células cancerosas; dice: “el BIRM induce apoptosis”, y usted ve aquí como metástasis pulmonares que no ceden absolutamente a nada y cáncer de próstata, aquí esta la foto no cede a nada, excepto el momento que le ponen en contacto con el BIRM.
¿Teme usted que le roben el invento? Yo tengo una historia cruda con el Ecuador: nos robaron el nombre del mejor sombrero que se teje en el mundo, el sombrero es ecuatoriano, pero se lo llama ‘Panamá’, ¿no nos puede pasar con el BIRM lo mismo? Sí finalmente lo admiten la calidad es reconocida pero no le damos al Ecuador.
- Dr. Herrera, sus relaciones internacionales, su calidad intelectual hablan de esto, por eso creo que el Ecuador debe luchar por el BIRM, porque es un motivo de orgullo, de amor propio. Sabe que me han dicho muchas gentes: “¿por qué vos no te pones Edwin Stwart? Y vas a ver como te dan importancia”. Pero el asunto es que yo tengo en las manos un producto que yo sé que mas temprano que tarde, y todavía estoy con energía para seguir soñando, tarde o temprano será reconocido en el mundo entero, pero quiero que sea reconocido como lo que es, un producto ecuatoriano, hecho, descubierto en este país, estudiado en los mejores centros del mundo y que tiene necesariamente la prueba de ser cada vez la medicina más utilizada en llegar a esos niveles.

Porque digo todo esto, ¿Porqué, que es lo que usted está viendo últimamente en el mundo entero?, ¿no está viendo usted una epidemia que es la neumonía atípica que le pone al mundo entero de cabeza, indefenso?, ¿Qué es lo que esta viendo usted en estos meses en el noreste de los Estados Unidos?, una epidemia de gripe que hace que se llenen los hospitales de todos los Estados Unidos con pacientes con esa gripe de tan fuerte transmisión, y se presenta el vocero del centro de enfermedades de Atlanta y le dicen: “oiga, ¿qué se puede hacer pues para esto del control de estas enfermedades?” y el dice en estos términos en CNN: “desgraciadamente en el mundo no hay un producto que actué al nivel del sistema inmunológico fortaleciéndolo, en consecuencia lo único que podemos hacer es que los viejos y los niños se vacunen”, y acuérdese que se acabaron las vacunas y quedaron muchas gentes indefensas sin evitar estar en grupos donde puedan contaminarse.
¿Tan peligroso es el contagio que ahora ya no nos podemos ni reunir?, ¿que hacemos doctor?
- Proteger su sistema inmunológico. ¿Cómo?, comiendo lo mejor que pueda y descansando el mayor tiempo posible, entonces yo le hice llegar este estudio, porque sé que lo entregaron en sus manos a este señor, de que hay un producto que sirve para elevar el sistema inmunológico, la gripe aviaria que se cierne como la peste de este siglo, ya descubren 179 gentes que tuvieron ya la gripe aviaria en la China y que no tuvieron síntomas. ¿Cómo explican los científicos eso?, dice ellos que tuvieron la gripe aviaria y no la desarrollaron porque tienen un sistema inmunológico poderoso. ¿No está publicado en el mundo entero el grupo de prostitutas de Níger, que no se contaminan de SIDA, y no están investigando como poder elevar el sistema inmunológico, descubrir cómo ellas tienen un sistema inmunológico tan potente que impide que el virus del SIDA les contamine?, eso desde el punto de vista del SIDA.

Desde el punto de vista del cáncer, la tecnología avanzado muchísimo, los costos de los quimiotérapicos para tratar cáncer están realmente a precios increíbles y yo siempre les pongo el ejemplo, les digo: “por favor, la Corporación Andina de Fomento algún rato, le decía a un presidente, vea, presidente, este BIRM se esta comercializando en Europa y los Estados Unidos sobre los $360 dólares el frasco. Nosotros hemos hecho un estudio de factibilidad, esto le daría más ingresos que el petróleo, le daría calidad científica a este país, haría que miles de jóvenes se dediquen a la investigación”, porque la investigación es lo único que en nuestros países les podrá salvar, máximo si estamos hablando del Ecuador que es el segundo país en biodiversidad mayor en el mundo y que tiene las plantas que se roban los extranjeros.
¿En que medida le afectaría el reconocimiento del BIRM a Ecuador, si firmamos un Tratado de Libre Comercio con todo un debate en propiedad intelectual, datos de prueba y propiedades medicinales?
- El TLC es un tema que solo en este país todavía esta en discusión, porque todas aquellas gentes saben que es un tratado en el que tenemos que entrar todo el mundo, ese tratado aparentemente podría ponerle al BIRM en una posición casi imposible de ser aceptada, porque además de los impedimentos que hay actualmente, vendría este impedimento más de el derecho intelectual, pero yo tengo a favor el hecho de que tengo la patente mundial del producto.

Sí, con lo cual se puede discutir
- Por lo cuál estoy protegido, tengo la debida patente.

¿Se ha hecho rico con el tema del BIRM, doctor?
- Yo podía haber solucionado mi problema, el mío y el de “toda mi tribu”, como llamo a mi familia, en 1989, donde una casa farmacéutica vino con todo su equipo y me extendió un cheque, es quizá el único error en mi vida no haber grabado ese día la cara que ponían estos gringos cuando me extendieron en cheque por un millón de dólares y yo se los devolví y entonces me dijeron.

¡Eso debía haber quedado grabado!
- Eso es espectacular, y después vino unos empresarios rusos y después vinieron unos empresarios hindúes, o sea, ¿quién no me ha visitado aquí?, entonces yo les decía anecdóticamente a ellos: ¿por qué es un millón, doctor?, le digo: “claro pues, si yo le estuviera ofreciendo a usted un antidiarreico, un antitusígeno y usted me da un millón de dólares por un antidiarreico, un antitusígeno tenga la absoluta seguridad que ese rato me doy mortales, carpados, me lanzo de la ventana al jardín, vuelvo a subir, me vuelvo a lanzar, porque me esta dando una barbaridad por un producto para diarrea y para la gripe”.

¿Pero esto?
- Pero no con el BIRM. Porque usted tiene aquí claramente explicado que el laboratorio se reservará el derecho de utilizarlo o no…

Las palabras sobran, nunca lo hubieran permitido que salga al público, Doctor, gracias por compartir con nosotros